"La Providencia os ha reunido aquí...

y, al parecer,  con el designio de que honréis

su vida humana en la tierra.

¡Oh! qué ventaja estar en una comunidad,

puesto que cada miembro participa del bien

que hace todo el cuerpo!

Por este medio podréis tener una gracia más abundante. Nuestro Señor nos lo ha prometido cuando dijo: 

«Cuando estéis dos reunidos en mi nombre,

yo estaré en medio de vosotros»

 

(San Vicente)